La biomasa y el biogás forman parte de la futura Estrategia Española de Economía Circular. El borrador del documento, elaborado por el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente y en información pública hasta el 12 de marzo de 2018, propone 70 medidas en un Plan de Acción para el periodo 2018-2020 que tiene como objetivo facilitar y promover la transición hacia la economía circular

El Plan de Acción busca reducir los depósitos en vertederos y aumentar su reutilización y reciclado y propone 54 medidas referidas a producción, consumo, gestión de residuos, mercado de materias primas secundarias y distintas acciones por sectores, entre los cuales figura el de la biomasa.

La materia prima forestal: ejemplo de economía circular

El sector forestal representa un 0,6% del VAB –Valor Añadido Bruto- del país, y en él se incluyen la madera, el corcho, el papel y la biomasa para producción de energía; actividades que según el MAPAMA ya evolucionan hacia un modelo de economía circular en los que eficiencia y sostenibilidad son elementos esenciales.

El Plan fomentará el comercio y utilización de materias primas forestales gestionadas de forma sostenible ya que reducen el uso de materiales alternativos no renovables y la consiguiente energía para su transformación (hormigón, acero, etc, en el caso de la construcción, por ejemplo). Además, su uso es neutro en emisiones de GEI.

Economia circular MAPAMA descarga_mini

Contratación pública como motor de cambio

La normativa de contratación pública vigente ya incluye la posibilidad de establecer cláusulas medioambientales en los procedimientos de contratación, pero se propone incluir en el nuevo Plan de Contratación Pública Ecológica la compra y utilización de productos forestales con certificados de gestión sostenible.

Además, se apoyarán campañas para fomentar el consumo responsable de productos forestales entre los ciudadanos realzando que se trata de una actividad beneficiosa para el medio ambiente y un buen ejemplo de economía circular.

Potenciación de la bioenergía

Entre los productos forestales, la biomasa como fuente de energía merece un párrafo aparte. Se destaca su carácter renovable, y que es barata y neutra en su contribución al efecto invernadero por lo que se potenciará su uso como sistema de calefacción en el ámbito de las Administraciones Públicas.

El MAPAMA considera que esta medida producirá ahorros significativos en el gasto corriente de mantenimiento de los edificios públicos y viviendas por sustitución de combustibles fósiles y que contribuirá a no incrementar los niveles de emisión de contaminantes atmosféricos responsables del efecto invernadero.

También destaca que es una energía que se puede obtener a cortas y medias distancias de los puntos de consumo, con lo que se reducen los costes de transporte y los insumos energéticos.

Se encargarán de promover la producción y uso de biomasa forestal como fuente de energía las Direcciones Generales de Desarrollo Rural y Política Forestal (MAPAMA); de Arquitectura, Vivienda y Suelo (MFOM) y de Energía y Minas (MINETAD). Se utilizará como indicador de consecuciónel número de edificios y viviendas que tienen calefacción de biomasa. De momento en el borrador, la partida no cuenta con presupuesto asignado.

Más biogás

Entre otras medidas relativas al enorme campo de la gestión de residuos, se incentivará la utilización eficiente del biogás promoviendo su generación y uso en distintos ámbitos: inyección en la red de gas; como combustible en el sector transporte, en motores de cogeneración o para la producción de calor.

Estas líneas de actuación tienen carácter finalista y se dirigen a las entidades locales, actuando las comunidades autónomas como entidades colaboradoras del MAPAMA.

Más información en MAPAMA: http://bit.ly/MAPAMA_economiacircular_BIOMASA

 

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

He leído y acepto la Política de Protección de Datos conforme a la legislación vigente y autorizo el tratamiento de los datos personales facilitados